OCT portada

Nuevas técnicas de diagnóstico en retina: tomografía de coherencia óptica (OCT) angiografía

En los últimos años han sido numerosos los avances ligados a las técnicas de imagen en patología de la retina. La tomografía de coherencia óptica (OCT) se ha convertido en  una herramienta hoy en día imprescindible en las consultas ya que se  trata de una técnica no invasiva  que permite el estudio estructural de la parte central de la retina, la mácula.

Figura 1: OCT angiografía de un paciente sano con menor (izquierda) y mayor (derecha) campo de estudio de la mácula

Figura 1: OCT angiografía de un paciente sano con menor (izquierda) y mayor (derecha) campo de estudio de la mácula

Gracias a la OCT se ha avanzado en el diagnóstico, conocimiento y tratamiento de muchas enfermedades que afectan a la mácula como la retinopatía diabética, las oclusiones vasculares de la retina o la patología de la interfase vítreo-retiniana.

La tecnología de la OCT no ha dejado de evolucionar con sistemas que permiten cada vez una mayor definición de todas las estructuras intraoculares. El último avance en esta tecnología es la OCT angiografía (OCTA). La OCTA permite  de una forma no invasiva, esto es sin la necesidad de inyectar en la vena del paciente  ningún colorante, visualizar la perfusión de la retina a partir del estudio del flujo vascular de la retina (Figura 1). La exploración puede repetirse tantas veces como sea necesaria y la captura de las imágenes es muy rápida lo que beneficia tanto al paciente como al oftalmólogo.

Figura 2: OCT angiografía en paciente con alteración de flujo de la retina que se visualiza como áreas oscuras (flechas rojas)

Figura 2: OCT angiografía en paciente con alteración de flujo de la retina que se visualiza como áreas oscuras (flechas rojas)

En la práctica clínica se ha mostrado su utilidad para las enfermedades vasculares de la retina ya que es posible con esta técnica el estudio de los diferentes plexos vasculares de la retina y analizar sus cambios (Figura 2). También tiene cada vez un papel mayor en el diagnóstico de neovasos coroideos en patologías como la degeneración macular asociada a la edad neovascular.

La tecnología de la OCT está en continua  evolución. Cada vez las plataformas nos permiten visualizar una parte más amplia de la retina y lo que es más importante con el desarrollo de  software de análisis de densidad vascular y perfusión de la retina  que permitirán en un futuro muy próximo cuantificar.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *